Normas para los participantes en la Procesión Extraordinaria

556

Estas son las normas acordadas por la Junta de Gobierno para todas aquellas personas que deseen participar en la procesión extraordinaria de Ntra. Sra. del Amor y la Esperanza, tanto hermanos como representaciones de otras hermandades:

1ª.- El horario de entrada a la S.y A. I. Catedral será a las 19:30 horas. Acceso por la puerta de entrada de visitas turísticas al claustro, en calle Velázquez.

2ª.- Los hermanos vestirán traje oscuro los caballeros y color las señoras que lo deseen. En ningún caso se permitirán zapatillas deportivas. La medalla de la Hermandad deberá llevarse colgada al cuello. Las mantillas deberán vestir traje de colores discretos, nunca lentejuelas, ni tejidos de brillantes, mantilla, zapatos y guantes negros, en ningún caso podrán ir descalzas. El vestido debe estar acorde con la solemnidad del acto y la largura de la falda será a la rodilla. En caso de llevar flor en la solapa, debe ser de color malva.

3ª.- Todas las Hermandades que lo deseen podrán acompañarnos con Estandarte Corporativo y báculos.

4ª.- Una vez en el templo, se seguirán las instrucciones que indiquen los diputados, los cuales podrán variar la ubicación de los participantes según los criterios que estimen oportunos, siempre siguiendo el criterio de la antigüedad de la Hermandad. Para la formación de las Hermandades se seguirá el criterio de Agrupación con Hermanos Mayores por un lado y Hermandades por otro.

5ª.- Llegado al Templo de Nuestra Patrona, las Hermandades y Autoridades que lo deseen podrán abandonar el cortejo, al objeto de que puedan seguir disfrutando de la Procesión de Alabanza a María Santísima del Amor y la Esperanza.

6ª.- Los diputados de tramo, junto con el Diputado Mayor de Gobierno, vigilarán el cumplimiento de estas normas.

7ª.- A la entrada de la procesión, no se permitirá el acceso al templo nada más que a los componentes del cortejo procesional y a las personas que porten papeleta de acceso, entrando estos últimos por la puerta de los perdones. Los componentes del cortejo que portasen insignias o enseres no los entregarán hasta la entrada del paso de Nuestra Señora del Amor y la Esperanza, siguiendo las instrucciones de los diputados.